Si te interesa comenzar a invertir, el crowdfunding te da opciones para comenzar poco a poco, aquí una estrategia para tiempos de incertidumbre.
Otros temas

¿Ser inversionista en tiempos de incertidumbre económica?

Hablar de incertidumbre económica debido a la pandemia por la que atravesamos no está a discusión. Si bien en un inicio tal vez pensamos que al llegar a nuestro país todo estaría controlado, pocos realmente imaginamos que un “simple virus” pasaría a convertirse en “EL virus” capaz de paralizar a toda la humanidad y a la mayoría de los sectores económicos.

La situación de emergencia se ha alargado y lo que hemos visto es que las acciones de emergencia para dar continuidad a nuestras actividades se han convertido en una extraña cotidianeidad.

Durante el confinamiento, un sector de la población que ha podido trabajar a distancia, se ha podido permitir el ahorro de algunos gastos corrientes como transporte, salidas, viajes y comidas, lo que puede convertirse en un ahorro o incluso en una inversión.  Otro grupo tiene ahorros y desea conservar su valor.

La realidad es que pocos enfrentan una situación holgada, pero si existe un interés creciente por conservar el valor del dinero y prepararse hacia el futuro, ya sea para navegar un periodo de estancamiento económico,  o ante la incertidumbre del futuro.

En M2CROWD vemos que después de la primera fase de parálisis, donde todos nos enfocamos en la prioridad de evitar contagios, estamos pasando a una etapa de reactivación, pero no sólo de las actividades previas a la cuarentena, sino también para reevaluar cómo estamos haciendo las cosas.

Creemos que siempre debemos estar enfocados en invertir, aunque sea un poco, ya que poner a trabajar tu dinero es la única forma de realmente proteger tus finanzas, y también, que el poder del ahorro va de cuánto logras separar, aún en los periodos complicados o de incertidumbre, para sembrar hacia adelante.

Si te interesa comenzar a invertir, las alternativas de crowdfunding te dan opciones para comenzar poco a poco, aquí te proponemos una estrategia:

Separa una cantidad y olvídate de ella

Rompe de una vez por todas el ciclo de primero gastar y luego ahorrar, toma una cantidad, la que puedas, o si sigues recibiendo tu salario completo separa TODO lo que gastabas en transporte, comidas de la oficina, salidas, etc. TODO, y prepárate para olvidarte de él. No importa la cantidad: este es tu primer fondo de inversión y te vas a deshacer de él mínimo por un año.

Selecciona tres caminos de inversión

Una recomendación clave a la hora de invertir es diversificar, esto es dividir tu capital en varios instrumentos. Pueden ser divisas, acciones de empresas, bonos, bienes raíces, préstamos con interés, etc. Cada uno tiene sus pros y contras, que debes mezclar para obtener un portafolio diverso.

Inversión de un solo depósito

Elije la inversión que prefieras y coloca 2/3 de TODO el ahorro por gastos no realizados o que hayas separado en una de las alternativas; te sugerimos que sea una inversión de un solo depósito y no algo que te quite dinero mensualmente.

De esta forma, no tendrás que estresarte por la incertidumbre o los cambios en la situación económica una vez elegido el monto, y sólo tendrás que poner a trabajar tu dinero. Recuerda, estás buscando opciones que te den rendimientos por encima de un 9% o 10% anual. 

El poder del 1/3

La parte que te queda, ahórrala. Ya sea que la dejes en una cuenta, compres algunos dólares, o la pongas en CETES, lo importante es que puedas tener acceso inmediato a ese dinero: esto crea una sensación de avance, sin dejar de estar destinando la mayor parte a inversión.

Deja que el dinero produzca

Aunque tengas la opción de poder retirar el dinero en cualquier momento, evítalo al máximo.

Piensa en él como el dinero que antes gastabas en, por ejemplo, un café diario, y aprendiste que no era necesario. Poder disponer de tu dinero a mediano plazo, como 1 o 2 años, te dará mayores rendimientos.

Repite cada mes

Si repites el punto 3 y 4, cada mes, y estás invirtiendo en productos que te dejan un 18% anual, como la inversión inmobiliaria que promovemos en M2CROWD.

En el primer año de invertir 5 mil pesos cada mes, tendrías un total potencial de $65,900 en el primer año, y $137,762 en el segundo año, sólo de lograr ese hábito, más lo ahorrado de tu 1/3 restante. Esto es una bola de nieve que una vez que inicias, ya no podrás parar (para bien).

Aprende y prueba

Investiga, pregunta y nunca te quedes con la duda de cuál será el proceso, requisitos, rendimiento, plazos, etc. Puntos clave: investiga a las empresas en las que inviertes; hazlo en aquellas fintech que aplicaron para su autorización en la CNBV.

Recuerda que toda inversión tiene un riesgo, pero eso es lo importante de esta técnica: estás usando dinero que YA te gastabas o del cuál decidiste perder de vista, al que no le tienes apego, y colocando distintas pruebas en distintos lugares. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *