Este sencillo concepto es medular para cualquier negocio, la consciencia de las ganancias y gastos permiten saber que tan rentable es.
Otros temas

¿Cómo saber si mi negocio es rentable?

La palabra “rentable” hace referencia a aquello que produce un beneficio económico en relación con el esfuerzo y la inversión realizada. Este sencillo concepto es medular para cualquier negocio debido a que define si el proyecto triunfa o fracasa.

Tener una idea de negocio que sea disruptiva en el mercado no significa que va a triunfar económicamente; asimismo, tener más y mejores ventas no necesariamente significa que el negocio esté marchando bien. La consciencia de las ganancias y gastos permiten saber la rentabilidad del negocio.

En este sentido, la rentabilidad se trata de qué tan buenos son los ingresos de capital en comparación con las pérdidas; a mayor ganancias y menores costos, mejor rentabilidad. Por ello, si tienes planeado emprender un negocio o si ya cuentas con uno, debes saber qué tan rentable es y para ello tienes que poner en práctica tus habilidades matemáticas. 

Lee: Regla del 72: Cómo saber que tan rentable será una inversión

El primer paso para conocer la rentabilidad de tu negocio es registrar todas las ventas y gastos que tengas día con día, con el objetivo de crear un registro mensual y eventualmente, anual. De esta forma, podrás identificar de dónde surgen determinados ingresos y egresos.

Es importante conocer los dos indicadores principales para conocer  la rentabilidad de un negocio

  • Margen bruto
    Mide la rentabilidad de lo que se vende. Se refiere al capital que se obtiene por la venta de un bien o servicio, se trata de la cantidad que ganas por cada venta que se realiza sin descontar los gastos. 
  • Margen neto
    Mide la rentabilidad operativa del negocio. Se trata de la cantidad de ganancia obtenida por cada peso que se vende en el negocio, después de considerar todos los gastos. 

De principio, la fórmula para conocer la rentabilidad general de tu negocio es la siguiente:

Rentabilidad = (La producción neta del periodo / inversión inicial) x 100  = %

Por ejemplo: Si un negocio requirió de $300 millones de inversión inicial y su flujo de caja mensual es cerca de los $20 millones, la fórmula quedaría así:

Rentabilidad = (20 / 300) x 100  = 6.66%

Cuando este índice es nulo o negativo, indica que el negocio no es rentable y que la inversión resultó en pérdida. Revisa, entre mayor sea la rentabilidad, es más rápido el retorno de la inversión.

¡Importante!
Recuerda que medir la rentabilidad de tu negocio no es algo que se haga sólo cuando se inicia el proyecto, sino que le debes tomar tiempo constantemente para monitorear los cambios de las ganancias, costos y gastos de capital, para tomar acciones inteligentes que te generen utilidades y hacer que tu negocio sea financieramente exitoso.

M2CROWD

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.