Otros temas

Cómo realizar una limpieza digital exitosa

Como hemos escuchado cientos de veces diversas culturas recomiendan realizar una “limpieza general” al iniciar el año, pero es tal vez la cultura japonesa la que hace mayor hincapié en ello a través de prácticas tan antiguas como el Oosouji o “gran limpieza”. Este ritual suele hacerse cada 28 de diciembre para empezar el nuevo año con el pie derecho, dejando atrás cargas físicas y mentales, y con ello expulsar cualquier mala influencia de nuestra vida y así evitar arrastrar viejas prácticas al nuevo año.  

Pero más allá de las creencias, diversos estudios han demostrado que “al limpiar” nuestro cerebro también se renueva y se prepara para dejar de tener en cuenta o recordar cosas sin importancia o difíciles, además, de que tener una mente despejada fomenta la creatividad.

Por si esto fuera poco, está demostrado que la acumulación de objetos sobrecarga la corteza visual y ralentiza nuestra capacidad de reacción y, en el sentido práctico, sin necesidad de acudir a grandes investigaciones, todos sabemos que si todo se encuentra en su lugar no perdemos tiempo en buscar lo que necesitamos en el momento.  

Sin embargo, y sin restarle importancia a mantener un orden en los espacios físicos en donde nos desenvolvemos, en esta era digital donde recibimos una gran cantidad de información diariamente por diferentes vías y en por lo menos dos de los dispositivos con los que interactuamos, realizar una “limpieza digital” resulta no solo necesario, sino prioritario para ser más productivos y “liberar” de aplicaciones e información innecesaria la memoria de nuestros instrumentos de trabajo para que funcionen en óptimas condiciones.

¿Cómo? Aquí te damos algunos tips para hacer una limpieza digital:  

 1. Elimina lo que no necesitas

Elimina archivos que no vayas a utilizar y ordena en carpetas los prioritarios. Con frecuencia almacenamos en el disco duro de nuestros dispositivos material que no necesitamos ni despierta nuestro interés, un buen comienzo es eliminar tus grupos de chat que saturan a tus dispositivos de imágenes y videos que nunca verás.  

2. Limpia y ordena el escritorio de tu computadora. 

Un escritorio lleno de iconos puede ser más perjudicial de lo que imaginas, ya que no solo hace más lento el funcionamiento de tu equipo, sino que te hará perder tiempo buscando lo que quieres en la pantalla. 

3. Revisa y elimina el software que no utilizas. 

Muchas veces olvidamos todas las descargas que realizamos y es muy probable que tengas programas guardados que ni siquiera sabes para qué sirven. 

4. Ordena tus cuentas de almacenamiento online. 

Revisa la configuración de tus cuentas en aplicaciones como Google Drive o Dropbox para respaldar solo aquello que te resulte útil, aunque tengas espacio todavía, no tiene ningún sentido guardarlo si nunca lo vas a necesitar.  

5. Limpia y organiza tu correo electrónico. 

Tener cientos y cientos de mensajes irrelevantes que se acumulan en tu buzón pueden evitar que te enteres de lo realmente importante, además de quitarte mucha memoria. Te recomendamos hacer una revisión de todas tus cuentas y quedarte solo con aquellas que utilizas para tener un mejor control y para no descuidar tu seguridad y privacidad. Recuerda darte de baja de todas las suscripciones que ya no te interesan. 

Si este año estás dispuesto a cargarte de energía y ponerte las pilas para mejorar en varios aspectos de tu vida, recuerda que “limpiar” es una tarea liberadora que te permite dejar espacio para tus proyectos futuros, por lo que también es un buen momento de saldar deudas, pagar facturas y empezar a invertir para generar ganancias que te permitan alcanzar tus objetivos financieros. 

Te invitamos a conocer nuestras oportunidades de inversión.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *